www.portalparados.es

Nº Parados 17/10/2018

SEPE
3202509
EPA
3490100

Nº Parados 17/10/2018

SEPE
3202509
EPA
3490100
cursosbanner
Esta última semana hemos conocido propuestas que nos pueden afectar en el mercado del trabajo. La periodista, María Díaz analiza las que han llamado más la atención en las portadas de los periódicos. Desde el famoso buzón que ha puesto en marcha el Ministerio para denunciar fraudes hasta las bajadas del 10 por ciento en los salarios, propuesta por el FMI y las recetas que ha sugerido la CEOE.

Llegó agosto con sus rebajas… laborales

Esta última semana hemos conocido propuestas que nos pueden afectar en el mercado del trabajo. La periodista, María Díaz analiza las que han llamado más la atención en las portadas de los periódicos. Desde el famoso buzón que ha puesto en marcha el Ministerio para denunciar fraudes hasta las bajadas del 10 por ciento en los salarios, propuesta por el FMI y las recetas que ha sugerido la CEOE.  

//

No sé porqué algunos políticos aprovechan agosto para lanzar según qué propuestas. Esta misma semana han sido expuestos, sin ir más lejos, tres idearios, tres, que a mí, particularmente me han puesto los pelos de punta. Por resumir, se nos pide que seamos unos chivatos, que nos bajen los sueldos y que se nos pueda debilitar como trabajadores alegremente.



Por un lado, la ministra de Empleo nos propone a todos que nos pongamos a jugar a los espías y, de paso, a ver quién es el más rápido a la hora de delatar a aquellos que anden colaborando en la economía sumergida. Me consta que ilegalidad no contribuye a mejorar el estado de un país, pero entiendo que alguien se calle ante la oportunidad de un amigo o conocido en malos momentos para sacarse unas “perrillas”. ¿Qué no debería pasar? Cierto. ¿Qué en los tiempos que corren a ver quién dice “mu”?. También. Aquí, el tramposo no es el trabajador, que tiene necesidades, sino el empresario, que quizá las tenga también, pero que es quien está obligado a cumplir las normas. A mí me encantaría que todos los empleados tuvieran condiciones dignas de trabajo pero no tengo nada claro que ayude a nadie poniendo en peligro su mala o buena capacidad para ganarse el pan.

Pero a lo que se ve, alguien le tenía ganas al marido de la Cospedal porque uno de los delatados en este juego perverso del “te he pillado ingresando dinero en B” ha sido su marido. No sé si será cierto, pero vendrá a demostrar que lo que se nos propone es jugar con la fama y la economía del enemigo o del competidor. Me recuerda a aquellos tiempos de postguerra en el que uno denunciaba al vecino de pertenecer al bando contrario para quedarse con sus tierras. Que se entere la ministra que para eso están hechas las inspecciones de trabajo y que se encargue ella de que se lleven a cabo. Pero que no nos pida a los ciudadanos de a pie que vayamos señalando a los del al lado, que a ver si me voy a creer todo lo que me cuentan, incluido el asunto del señor López del Hierro

Por si fuera poco, Olli Rehn abre la boca y nos lanza un órdago: que bajen los sueldos un 10%. Está tan desinformado este señor que piensa que los sueldos han subido en este país como en el resto de Europa. Me gustaría saber  quién ha tenido esa suerte porque, de verdad, en mi entorno, nadie. Otra trampa. No se le sugiere al empresario que renuncie a parte de su margen de beneficios, que entiendo que ya no serán los que eran. No. Se propone que se incida en la clase media-baja y la clase baja y se les ahogue aún más. Lo he dicho muchas veces desde esta plataforma e insisto: con más gente pobre no vamos mejor, el dinero no se mueve y no salimos de esta. En realidad, esta es una manera de engañarnos, porque la petición conlleva el compromiso de los empresarios de crear más puestos de trabajo con ese dinero que se “ahorra”. ¡Ya!. O no hay quien lo haga o pasamos a adelgazar las listas del paro a costa de llevar más gente trabajadora a la miseria. El chocolate del loro. Los alemanes inventaron para eso los minijobs y creen que tapando la realidad, la mejoran. Yo no lo tengo tan claro.

Y, por si fuera poco para terminar la semana, viene la patronal y se luce. De la bajada del 10 % del sueldo nada de nada. Aquí lo que hay que hacer es cambiar los contratos a tiempo completo en contratos a tiempo parcial. ¡P’a morirse!. En este país, una reforma laboral reciente permite poner en práctica un ERE que reduce paralelamente el horario y el sueldo del trabajador, que me parece mucho más sano aunque preocupante. Y las víctimas siguen siendo las mismas. Entiendo que sin empresarios no hay creación de puestos de trabajo, pero esto no quiere decir que haya que darles la razón en todo. Sin olvidar que el precio del despido en esta tierra nuestra está verdaderamente barato y no pasa de 33 días trabajados por año y con un tope de 24 mensualidades.

 Para más i.n.r.i. sugieren que los contratos de formación se prolonguen con empleados de más allá de 30 años. ¿Hasta cuándo vamos a tener becarios con sueldos de becarios? ¿Hasta que se jubilen?

 

María Díaz
Periodista
www.mariadiaz.eu

 


Boletín de noticias: te ofrecemos la posibilidad de estar al tanto de las novedades que te ofrecemos desde las secciones informativas. Pulsa aquí para registrarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cursosbanner