spot_img

¿Quieres optar a los 450 empleos de un centro comercial en Vilanova de Arousa?

La empresa principal que se va a instalar en la gran superficie es Alcampo, una multinacional francesa con hipermercados abiertos por todo el mundo. Pero además han reservado espacio firmas como Darty –electrodomésticos–, Merkal –calzado y complementos–, Aki –bricolaje– o Sprinter, que está especializada en deportes.

El convenio firmado en su día entre el Concello y Desarrollos Vilanova –sociedad inversora que construye el centro comercial– contempla la creación de 450 empleos directos, a los que habría que sumar los que se generen durante el proceso de construcción del complejo.Sin haberlo anunciado la gente fue acercándose a dejar su currículum de manera espontánea a las oficinas del Servicio Galego de Colocación del Esteiro, explica el alcalde.

Por esta razón el Concello ha decidido acondicionar un espacio más amplio, como es el salón de plenos, para poder atender adecuadamente a todas esas personas “que es la gente silenciosa que no sale en los medios y que tiene una necesidad imperiosa de encontrar empleo, nosotros nos debemos a eso, a proyectos como este que supongan la creación de puestos de trabajo y riqueza».  Todos los currículums que se recojan se harán llegar a la empresa.

En otro ámbito, el relativo a la licencia comercial, la promotora del área de San Miguel, a través de su representante, Álvaro Cernuda, también anunció que están adaptando toda la documentación a la nueva ley de comercio autonómica y que Alcampo presentará a lo largo de este mes de febrero la solicitud formal a la Consellería de Industria. En sintonía con el Concello, Cernuda indicó que Desarrollos Vilanova está apurando la preparación de la documentación necesaria y “esperamos también la receptividad de la Xunta en la concesión de la licencia comercial”.

 Gonzalo Durán añadió por su parte que en este proyecto es la empresa la que  “se juega su dinero y además crean riqueza en la zona y más empleos sin que cueste un duro a los gallegos y en Vilanova, además de la creción de puestos de trabajo, trae consigo el beneficio de la compra de Pazo Vista Real”. Para el alcalde no se puede negar que la implantación de Alcampo llevará 450 nóminas a otros tantos hogares, «eso son sueldos que quedan en la comarca, gente que podrá comprarse un piso o un coche», lo cual repercutirá en otros sectores. La única forma de salir adelante, para el regidor vilanovés, es «propiciar que proyectos empresariales no subvencionados, con marcas solventes, se pongan en marcha y que generen trabajo, que es lo que se puede pedir en los tiempos que corren».

 

Related Articles

DEJA UNA RESPUESTA

Déjenos su comentario
Por favor introduzca su nombre aquí

Nuestras RRSS

73,034FansMe gusta
78,973SeguidoresSeguir

últimos artículos

You cannot copy content of this page