www.portalparados.es

Nº Parados 19/09/2018

SEPE
3182068
EPA
3490100

Nº Parados 19/09/2018

SEPE
3182068
EPA
3490100
cursosbanner

El 44 por ciento de la población padece más estrés en su vida cotidiana que hace dos años por culpa de la actual crisis económica, que ha provocado un deterioro de la calidad de vida para muchas personas, según se desprende de los resultados de un estudio de la Fundación Pfizer.  

El informe, que se presentó ayer, muestra también como para casi uno de cada tres ciudadanos la calidad de vida ha empeorado, sobre todo, debido a que los ingresos son menores o a que su salud se ha visto deteriorada.




Además, aunque para casi la mitad de los 1.200 encuestados la situación personal y familiar es igual que hace dos años, el 24,3 por ciento reconoce que es peor, identificando como los principales motivos de empeoramiento el haberse quedado en paro y que los ingresos personales actuales son menores.


Asimismo, la preocupación primordial en estos momentos es el trabajo (26,3 por ciento), seguido de la salud, el empleo de un familiar y la crisis económica en general. Esto conlleva que un porcentaje del 53,5 de los ciudadanos haya tenido que cambiar de costumbres o renunciar a algo recientemente a consecuencia de la actual coyuntura financiera. De ellos, el 53,7 por ciento ha cambiado sus actividades relacionadas con el ocio y hasta uno de cada cuatro en los viajes.


En cuanto a los hábitos alimentarios, un 75 de cada cien opina que son los mismos, mientras que un 32 reconoce que ha tenido que modificar su cesta de la compra habitual debido a la situación de la economía, sobre todo comprando más barato. Respecto a la frecuencia de las prácticas de cuidado personal y del aspecto físico, cuatro de cada 10 encuestados que confirma una disminución lo achaca a la pérdida de poder adquisitivo, mientras que el 26,4 por ciento echa la culpa a la falta de tiempo.


La evolución de la atención médica es otra de las variables analizadas en esta investigación. Aunque para la mitad de los ciudadanos la atención sanitaria alcanza un nivel bueno o muy bueno, al 70 por ciento le preocupa su posible deterioro a corto y medio plazo debido a la actual coyuntura.


Asimismo, al 70 por ciento de la población le inquieta una posible decadencia del sistema educativo público, mientras que siete de cada 10 siente lo mismo respecto a las prestaciones y pagos a jubilados y pensionistas, la misma cantidad que se preocupa por los subsidios a los desempleados.


Por otra parte, el 44,3 por ciento de los trabajadores por cuenta ajena reconoce que tiene miedo a perder su puesto laboral en el próximo año. Del mismo modo, 86 de cada 100 parados considera muy difícil encontrar un trabajo aceptable.


Boletín de noticias: te ofrecemos la posibilidad de estar al tanto de las novedades que te ofrecemos desde las secciones informativas. Pulsa aquí para registrarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cursosbanner