portalparados.es
Nº de parados SEPE
0000000
Nº de parados EPA
0000000
Acceso Foro    -    Registro Foro     |       Boletín     -      RSS     -      Hemeroteca  
Tamaño de la Letra
Minimizar Fuente Maximizar Fuente
UGT y Adecco, ¿amigos o enemigos íntimos?

Hace unos días, la secretaria de formación de UGT, Teresa Muñoz presentó los resultados de lo que ella calificó como un programa experimental de empleo, dirigido a jóvenes menores de 30 años que han desarrollado junto a la empresa de trabajo temporal Adecco para mejorar la formación de este colectivo. Más allá de los resultados, nos ha llamado especialmente la atención la colaboración de un sindicato con este tipo de corporaciones y a ese análisis, se dedica hoy este espacio de opinión.

20/07/2012 | Javier Peña

Cursos de Formacion



cargando cursos



Quizás soy demasiado ingenuo pero siempre tiendo a pensar que hay principios básicos que no se deben romper de ninguna manera. Aunque en 1994 fue un gobierno del Psoe el que legalizó la actividad de las ETT,S en nuestro país, algunos sectores de la izquierda han sido reacios a este tipo de compañías porque a su modo de ver, fomentaban el trabajo precario y unas condiciones laborales difíciles de combatir cuando nuestro puesto pende del hilo de la renovación constante.

 

Es cierto que en España, los sindicatos han aceptado a regañadientes su función e incluso, se han mostrado críticos cuando se ha planteado la posibilidad de ampliar las funciones de las Adecco, Randstad y compañía.

 

Las empresas de trabajo temporal, por su parte, presumen de haber generado empleo y en muchos casos, de forma permanente, en contra de lo que se pudiera pensar aunque deberíamos estudiar detenidamente el porcentaje de contratos que acaban en indefinidos gracias a su gestión.

 

El caso es que la colaboración entre UGT y Adecco en ese contexto, llama particularmente la atención. Por un lado, los sindicatos, en teoría, no debieran ser muy partidarios de estas compañías pero dicen por ahí que “el dinero no tiene ideologías” y esa máxima parece muy clara cuando leemos noticias de esas características.

 

Otro dicho popular afirma que la mejor actitud es la de “a Dios rogando y con el mazo dando”. También pueden alegar en su defensa los sindicatos la aplicación de esta sabiduría llana que procede de siglos y siglos de gobernanza eclesiástica.

 

Como no me caracterizo por ser políticamente correcto, me atrevo a calificar ese tipo de acuerdos como una gran hipocresía de organizaciones sindicales, como UGT que por un lado, aparentan ser críticos con las ETT,S en distintas circunstancias pero por otro, le hacen el juego a empresas como Adecco a la más mínima oportunidad.

 

Luego se extrañarán los dirigentes sindicales que un buen número de trabajadores estén desencantados con ese tipo de actitudes, con esa clase de contradicciones en las que incurren entre su discurso oficial y las acciones concretas que le acompañan.

 

 

El problema de los sindicatos es la falta de independencia. De una parte, frente al poder político del que dependen a través de las subvenciones públicas. De otro, se ve que también de algunas empresas con las que no tienen empacho en colaborar en el más estricto sentido etimológico de “trabajar juntos”. Alguien puede defender que es compatible ese acuerdo con la crítica hacia la actividad de las ETT,S pero a mí me parece difícilmente asumible.

 

Y si entramos al fondo del acuerdo, la responsable de formación ugetista utilizó casualmente un argumento que yo utilicé en el programa Salvados, al denunciar que aún seguían organizando cursos sobre el mundo de la construcción cuando ya no tiene salida. Y mientras afirma ésto, nos cuenta que ellos han organizado actividades formativas con gran salida laboral, como la hostelería, la atención al cliente, los recursos humanos, etc.

 

Sinceramente me sorprende que se sigan organizando cursos para formar camareros porque creo que no son necesarios. Hay trabajo en el sector, eso es innegable pero es una profesión que se aprende con la experiencia. ¿Es necesario gastar el dinero público en ese empeño?

 

Otro ejemplo son los cursos sobre recursos humanos. ¿De verdad unos jóvenes, sin formación previa, podrán hacer la competencia a titulados universitarios en materia de rrhh? En este caso, pueden pasar dos cosas: o no van a conseguir trabajo por esta vía o si lo logran, representará la degradación de las condiciones laborales en ese departamento. En cualquiera de los dos casos, me parece criticable que lleven el sello de un sindicato.

 

Dije en aquel programa de Jordi Évole que muchas veces teníamos la impresión de planificar acciones formativas para ganar dinero y no para mejorar la empleabilidad de los desempleados. Quizás eso explique este tipo de acuerdos entre “extraños compañeros de cama” empresarial.


Javier Peña
Director Portalparados.es

 

 

Puedes seguir a Portalparados en FacebookTwitter Google +Linkedin

twitter
COMPARTIR
Para poder participar en portalparados debes estar registrado

Regístrate aquí si eres un nuevo usuario, o accede aquí si ya eres usuario registrado.
Buscador:
Buscar
Buscador de empleo
Copyright 2008        •         www.portalparados.es        •         Todos los Derechos Reservados        • Aviso LegalUso de CoookiesContacto